domingo, abril 05, 2009

Móviles marca blanca


Se acaba de anunciar que Orange lanza el modelo "Orange Vegas" como teléfono propio de marca Orange.

La iniciativa tiene bastante de innovador en el mercado de los Operadores de telecomunicaciones, pero poco en el sector de gran distrubución. No es este el foro adecuado para hablar de distribución, pero lo que Orange parece que acaba de inventar ya está más que inventado.

Orange Vegas está dirigido a un público objetivo concreto (prepago sobre todo) con unas prestaciones ligeramente superiores a día de hoy para lo que un terminal de gama media ofrece y poder enganchar a nuevos clientes con un coste de terminal, se supone, ligeramente inferior al uso de terminales de terceros fabricantes.

Esta novedad, no sería tanta novedad si nos acordamos de los famosos Vitelcom que comercializaba Telefónica allá por 2005 y que se desarrollaban en el Parque Tecnológico de Andalucia y salían al mercado con marca Telefónica. Modelos diferentes para diferentes públicos objetivo y que en 2004 suponían casi un 15% de la cuota global de mercado de móviles en España.

Excelente jugada de marketing y a la vez excelente mejora operativa del beneficio bruto por usuario derivado de los inferiores costes del terminal de acceso?

Pues sí, hasta que el usuario de móviles decide que no quiere terminales de marca blanca, que cada vez demanda más servicios integrados, que no es capaz seguir en innovación a las marcas principales del mercado y que estas han hecho su campaña de desprestigio del jugador de marca blanca.

Qué pasará ahora casi 5 años después?

Ni idea, pero tal como asistimos a la convergencia de servicios profesionales y de ocio en un terminal, al que le pedimos que cada vez sea un dispositivo polivalente de comunicaciones no tiene esto mucha pinta de ser un hit del departamento de marketing.

Porque visto de otra forma: quién estaría dispuesto a comprarse un coche o una raqueta de tenis de marca blanca?

0 comentarios: